21 marzo 2010

Al habla la Doctora Jiménez Gestal


Una semana después de la Defensa ya me lo empiezo a creer.

Muchas gracias Galatea, ha sido una sorpresa muy agradable recibir tu comentario después de tanto tiempo sin noticias tuyas. Espero que tus gringas estén más domesticadas, y todo vaya bien, a ver si tienes un rato y nos deleitas con tu humor agridulce.


En mi última entrada hablaba (un poco) de los preparativos, de las charlitas que les estaba dando a mis compis. La verdad es que no se si son conscientes de lo bueno que fué eso para mi. Tener que contar cada capítulo me sirvió para refrescar, y el decir las cosas en voz alta y sus comentarios y dudas me facilitaron, en cierto modo, ver los puntos clave de lo que tenía que presentar y como.

La semana pasada fué una especie de locura, el martes tenía como 250 trasparencias-frames-slides-marcos o diapositivas (cada uno que las llame como quiera) para contar en 50-60 minutos. Como comprendereis la poda fué brutal, y el agobio...
El miércoles ya tenía unas pocas menos, pero en la prueba de tiempo me costó como 2 horas contar un poco lo que quería decir, sin chuletas y con interrupciones, pero dos horitas... Además por la noche se marchó Diana rumbo a Willich. Creo que llevaba todo lo que necesite en la maleta, pero no es mérito mio.
Como no me gusta dejar las cosas para el último momento, ;-) el jueves terminé a las 3 y media de la mañana de colocar todo lo que quería decir tal y como lo quería decir (o casi), así que el viernes me levanté a las 8 y media con todo el día por delante...

Después de los útimos retoques a la defensa y una ración de lágrimas que me vino de maravilla, nos bajamos para el CCT y preparamos todo y .....

COMIENZA EL SHOW

Una vez en faena me encontré como pez en el agua. Conté lo que hemos hecho durante estos 9 años y un poco de lo que pinso hacer "a partir del lunes". La presentación fué "muy yo" (me lo tomo en plan bien) y tanto el tribunal como el resto del personal disfrutaron (o por lo menos no sufrieron mucho).

Después, como manda la tradición, tuvimos un agapito en la cafetería y el tribunal, Chema, Lorenzo y yo nos fuimos a comer al 8-20. Una buena elección.

Por la noche de pinchos por la Laurel y después copichuelas por la Mayor y El Mercado, y como broche final la Concept, que hacía tiempo que no pisábamos pero no estuvo nada mal.


El sábado lo dedicamos a descansar y a preparar la fiestuqui del domingo con la familia. 36 nada más y nada menos, y eso que estábamos solamente los de casa (las 2 casas) y faltaban Diana, Manuel, Ana y la abuela Magdalena. Pasamos un buen día.

Esta semana me he mantenido ocupada, pero tengo un poco la sensación de no haber hecho mucho. Supongo que se me pasará.