27 mayo 2010

Sin novedad (casi)

Hace ya tres años que no estás aquí. Desde que te fuiste ha habido muchas ocasiones en las que te he echado de menos, y esta pasada semana ha sido una de ellas.
Se que habrías disfrutado como nadie del nacimiento, y nos habrías tranquilizado a todos, y te habrías preocupado como el que más, y a estas alturas estaríamos preparando algo (tal vez unos pimientos rellenos) para celebrar el próximo finde mi cumple y la llegada a casa del chiquillo, y ...
Se que Fabi también te ha recordado estos días. Le habría gustado ver tu cara al otro lado del cristal.
Puedes estar orgulloso del legado que dejaste.
Tu huella sigue en cada uno de nosotros y te echamos de menos.

19 mayo 2010

¡Ya está aquí!

Después de una semanita de retraso y de hacer esperar a sus papis casi 48 horas, ayer a las 12 menos 10 nació, por fin, el pequeño Fabián. Ya tengo ganas de verle la carita.
Por lo demás, la vida sigue igual. Rellenando papeles, corrigiendo memorias, preparando exámenes, dando alguna que otra clase...
El sábado pasado estuvimos de excursión por el valle del Jubera. Visitamos el castillo de Jubera, Lasanta, Ribalmaguillo y comimos en Munilla. Tenía muchas ganas de ir y no me decepcionó el pueblo. Está muy bonito. Han hecho un paseo a lo largo del rio estupendo. Lo pasamos bien. También descubrí el castillo de Agoncillo, y su torre inclinada.
Este año las fiestas de la uni pasaron sin pena ni gloria. No hubo barras el día de la fiesta y cenamos en La Bombilla II. Después unos potes por la mayor y para casa. La semana siguiente prepararon los alumnos su fiesta de barras, pero ya no estoy para esos trotes. Ayer me dijeron algunos exalumnos que me habían puesto falta. La verdad es que es el primero en 10 años que no voy, me estaré haciendo vieja.