24 mayo 2009

Trabajo y placer en Almería

Esta semana ha sido bastante ajetreada.

El miércoles a mediodía salimos para Madrid en coche, y desde allí volamos a Almería, donde nos esperaban dos días y medio de intenso trabajo y algo de diversión. Llegamos a las 7 a la Universidad, y aunque nos perdimos la primera charla (que debió ser muy bonita e interesante) pudimos asistir a las 2 últimas del día antes de ir al hotel para prepararnos para la cena.

La cena en el Entrevinos fué muy agradable. El momento ideal para reencontrar a viejos amigos y conocer a nuevos colegas, alrededor de la mesa con una copa de vino.

El jueves comenzaron las charlas a las 9:45, y la mia (que era la última de la mañana) terminó a las 15:00. Me encontré muy a gusto hablando delante de los colegas, y aunque hablé más rápido de lo habitual no parece que les importara mucho la velocidad. (Sería el hambre je, je).



Por la tarde tuvimos otra sesión maratoniana, y fuimos a cenar a un restaurante "Tetería" marroquí muy bonito. La cena fué estupenda, con bastantes especias y cosas que nunca había probado y por supuesto la agradable compañía redondeó la noche.



El viernes nos hicimos la foto del congreso a media mañana entre charla y charla, y al terminar las sesiones comimos juntos en el comedor de la Universidad de Almería. Teníamos la tarde libre y algunos aprovecharon para ir a la playa, otros a la peluquería, otros a hacer turismo y otros la dedicamos a preparar los últimos detalles de la noche.

Cenamos en el Club de Mar, al lado del puerto, un sitio muy bonito donde pasamos una agradable velada. Hubo buena comida, buen vino, discursos, fotos antiguas y nuevas, regalos, abanicos para las chicas y bolígrafos para los chicos, más discursos, más regalos,... Después de cenar fuimos a tomar un cafecito al Kiosko Amalia y a descansar, que el sábado había que madrugar.

El regreso estuvo bien, un poco largo el viaje ya que salimos a las 12 del aeropuerto de Almería y llegamos a las 7 a la estación de autobuses de Logroño.

Agotador regreso a la normalidad, con muchos planes y un calendario medio fijado para la tesis, solo falta cumplirlo.

No hay comentarios: