24 diciembre 2008

Galicia

Este fin de semana lo hemos pasado en Galicia, en Mercurín y alrededores más concretamente.
El viernes cuando llegamos ya nos estaban esperando los primos para ir al concierto de Tonhito del Poi e Rasa Loba. Estuvo muy bien, mucha, pero que mucha marcha, y "festa rachada" hasta las mil.

Después de un pequeño encuentro con los ciervos del parque terminamos na Barrica, donde nos estaban esperando Rocío, Silvia y Fina con Hugo, y nos tomamos la última copa antes de ir a casita a pasar frío.

El sábado dedicamos la mañana a descansar, visitar a la familia y calentar un poco la casa, y la tarde a callejear por Coruña, comprar unas botas para Diana y ver a Beli y Castor, los padres de mi amiga Maria, que viven allí. Como volvimos un poco cansados no salimos por la noche. Estuvimos viendo El Señor de los Anillos y después Torchwood, una serie que me encanta, que sólo tiene un defecto, que la emiten de madrugada y me pierdo siempre el segundo capítulo.

El domingo por la mañana tomamos un vermú con Pablo y por la tarde fuimos a Coruña a la pista de hielo. Nos lo pasamos bastante bien, y aunque no nos caímos mucho (unos más que otros) acabamos a las 2 y media en urgencias. Quien me mandará a mi patinar a mis años. Al final parece que no fué nada, pero no podía soportar el dolor de muñeca y me tuvieron que pinchar un calmante e inmovilizar la mano.
Como les llevé la colcha que les hice a Pablo y Rocío como regalo de bodas ya puedo publicar las fotos de. Les ha gustado mucho por lo que dicen, lo que me hace muy feliz.
Colcha Pablo y Rocío

El lunes lo dedicamos a hacer recados y poco más, y el martes tocó volver. Pasamos por Abegondo a comprar caña en Casa Torreiro, y parecíamos viajantes. Trajimos 32 litros de orujo, entre blanco, de hierbas, tostado, de café y crema de orujo.
El viaje fue bastante tranquilo, nos costó 6 horas y media con paradas incluídas, y para las 8 y media estábamos en casa, así que Diana pudo salir a dar una vueltita con sus coleguis.

No hay comentarios: